“Ya cayeron los aguinaldos pero son para otras cosas”

¿Quién no se dio una vuelta por la Plaza de la Tecnología? Ese edificio de tres pisos ubicado en el mero centro (56 esquina 59) donde encuentras de todo sobre tecnología y, apenas entras, ya te quieren atender. Los locatarios se quejan de que las ventas bajaron notoriamente porque la gente no tiene dinero y por mala fama del lugar. Entérate.

Si alguna vez no te diste una vuelta por la Plaza de la Tecnología, seguramente no eres yucateco. Es ese edificio de tres pisos ubicado en la calle 56 esquina 59, donde puedes encontrar de todo sobre tecnología. Estas fiestas decembrinas los locatarios andan de capa caída porque dicen que las ventas para Navidadd bajaron notoriamente respecto al año pasado. Por un lado la situación económica nacional que obliga a ajustarse el cinturón y, por el otro, la “mala fama” de algunos locatarios que no hacen bien su chamba y la novedad corre como reguero de pólvora.

Hoy, a unos días de Navidad, nos cuentan cómo van las ventas y aquí te compartimos todo:

Apenas entramos, ya nos atajaron con el “¿En qué la puedo ayudar?” ¿Pase, pase, por aquí, accesorios y reparaciones”… Después de aclararles que sólo vinimos a hacer una nota, nos recibe Alexis, del local 148. Ahí venden de todo para celulares, tabletas y computadoras y también reparan.

“Nos visitan familias, estudiantes, parejas y gente sola de todas las edades. En esta temporada navideña no hay tanto movimiento como el año pasado, en el que cerrábamos cajas de entre $7 mil y $10 mil. Ahora andamos entre los $3 mil y 3,500 por día”, nos cuenta el vendedor.

Para Alexis las bajas ventas tienen dos motivos: que hay menos lana en la calle y que la Casa de la Tecnología se hizo mala fama. “Hay locales que ofrecen cosas chafas o las reparaciones no son buenas y eso perjudica a los que hacemos bien nuestro trabajo, con productos originales y con garantía siempre”, remarca.

Alexis, en plena chamba.

También nos cuenta que los productos preferidos en esta Navidad son las micas, cargadores, protectores de cables, los pock sockets y las fundas, siempre innovando en diseño y colores.

En el primer piso nos recibe Jesús en el local 187. Ahí reparan tecnología y venden accesorios y equipos, todo nuevo.

“Las ventas están demasiado tranquilas este año para las fiestas y ni se compara con el año pasado, cuando cerrábamos cajas de $10 mil. Ahora no llegamos a los $4 mil por día”, indica. También añade que de 100 tabletas que ya habían vendido el año pasado, ahora no llegan ni a la mitad.

Igual que Alexis, Jesús opina que la mala reputación que dejan algunos locatarios con su chamba, perjudica a los que trabajan bien. “Nosotros mostramos nuestro trabajo y siempre se le da al cliente garantías extendidas”, detalla.

Asimismo para Jesús la economía “está arrasando” y no hay lana para gastos como en tecnología. “Ya cayeron los aguinaldos pero son para otras cosas”, señala.

En el segundo piso, Juan vende videjuegos usados y nuevos para Nintendo, XBox y Playstation, accesorios y además hacen reparaciones de consolas. Nos pinta una situación más caótica aún: “Estamos 70% abajo en las ventas respecto al año pasado para estas fechas”, sentencia. Hace 20 años que trabaja en la Plaza de la Tecnología.

“El aguinaldo es para pagar deudas… Ayer domingo, por ejemplo, vendimos un poquito a la mañana y durante la tarde no pasó nada, ya estábamos fastidiados”, explica.

Por el local de Juan pasan personas de todas las edades, más hombres que mujeres.- Cecilia García Olivieri.

Entran, preguntan y se van… Una constante de los visitantes de la Plaza de la Tecnología hoy día.