“Cuando sales a un viaje te encomiendas a Dios porque no sabes qué pasará”

Casi al final de una larga mesa en forma de U, encontramos a Argelia Gutiérrez, la única mujer empresaria dedicada al transporte de carga en Yucatán que dijo presente en una reunión de Canacar. Nos cuenta cómo empezó en este oficio y cómo vive la inseguridad. También te contamos los planes de Canacar en el estado

Entre muchos hombres ahí está ella, sentadita al final de una gran mesa en forma de U. Chiquita, platicadora y atenta encontramos a Argelia Gutiérrez Alcocer, alias “La Negrita”, como la llaman los hombres empresarios del transporte de carga de Yucatán y de México que hoy se reunieron convocados por la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar), que vino a decir “Presente” y a plantear nuevas estrategias de trabajo.

“La Negrita” es la única mujer que hoy representa a la parte femenil del transporte en Yucatán. Argelia tiene 58 años, dice que empezó de abajo y hoy, desde hace más de 15, maneja la empresa transportista que lleva su nombre. Afirma que este negocio es más de los hombres, sin embargo asegura que ella se siente “Como pez en el agua”.

La empresaria nos cuenta que, cuando tenía 13 años, comenzó a trabajar archivando documentos en la empresa transportista “Venados del Sureste” donde aprendió el oficio. “Transportaban de todo… Fierros, abarrotes y otras cargas en general. Siempre fui secretaria y ahí comencé a tomar el control y a aprender sobre el negocio. Hace más de 15 años adquirí tres camiones y llevo carga regular a toda la república”, relata.

Que el transporte de carga es un negocio de hombres, no es novedad para Argelia, pero a ella no le hace mella. “Fui creciendo en este trabajo entre cargadores, empleados, dueños y camioneros, todos hombres y no tengo ningún problema ni complejo al respecto… Es más, te digo que me siento como pez en el agua”, acota, con una gran sonrisa.

Sin embargo, no niega que la chamba es muy estresante y hoy día, con 58 años, La Negrita cuenta con tres camiones (en todos los años de servicio había ampliado la flota) y la misma fuerza de siempre. “Con lo que tengo hoy día ya me caliento la cabeza. Ahora, por ejemplo, tengo dos camiones que salieron a trabajar, uno va a Belice y otro a Veracruz”, detalla.

Y saca su celular, abre una aplicación y nos muestra en GPS por dónde andan los camiones.

“Sufro mucho los robos en carretera. Cuando sales a un viaje te encomiendas a Dios porque no sabes qué pasará. Afortunadamente existe la tecnología y está muy avanzada para controlar todo, pero los robos no cesan. Una vez nos robaron en Mérida y encontramos el camión en Coatzalcoalcos”, relata.

Hoy día para Argelia, el negocio es muy caro porque se gasta mucho en diésel y en tener en condiciones el camión para salir a carretera. “Para sacar un camión necesito como mínimo 22 mil pesos para diésel y si a esto le sumas el tema de los robos –Puebla es la zona más complicada para pasar- hoy día es mucho más difícil todo”, dice, resignada.

Argelia representa también en Yucatán a la Confederación Nacional de Transportistas Mexicanos y con la visita de Canacar, le preguntamos si también se asociaría a Canacar y no duda en respondernos “El transporte es mi corazón y yo soy de todos”.

SITUACIÓN ACTUAL

Respecto a la reunión que ofrecieron hoy los representantes de Canacar, el presidente nacional Enrique González aseguró que vienen a trabajar en sinergia con los transportistas de Yucatán y que están abocados a la capacitación y al tema de la inseguridad –“hay 2.5 robos de camiones por día en el país”- para combatir el 6% de alza que llevan los robos en el primer cuatrimestre del año. Esta situación los lacera, sobre todo en las rutas México, Puebla y Veracruz, aunque ahora también ya se extendió a Hidalgo Tlaxcala y Oaxaca.

Enrique González, presidente nacional de Canacar.

“Puebla es la zona con más inseguridad y el 80% de los robos suceden ahí. Se roban todo y los delincuentes salen por la puerta giratoria. Esperamos que la Guardia Nacional intervenga”, señaló González.

Por su parte, Francisco Rivas, delegado de Canacar Yucatán, señaló que trabajan en un proyecto para instalar un paradero en el estado –que estaría en Mérida- donde los camioneros puedan dejar sus transportes, descansar, comer y realizar trámites. Habrá también en otras partes del país y la premisa es evitar la inseguridad y organizar mejor la logística de trabajo.

Rivas nos contó que en Yucatán hay alrededor de siete mil camiones según información de la Secretaría de Comunicación y Transporte, de los cuales entre 900 y mil están afiliados a Canacar Yucatán. “Del estado sale mercancía de la salinera, hidrogeneradora, cartón, huevos, horchata y otros perecederos. Vamos normalmente al centro y norte del país.

“La inseguridad también es un flagelo para los transportistas yucatecos y la queja es tremenda, hay operadores que ya no quieren viajar por miedo”, concluye.- Cecilia García Olivieri.